No os preocupéis por vuestra seguridad ante el covid-19.

Lo tenemos a raya con nuestro nebulizador, no puede sobrevivir.

Se utiliza un desinfectante que mata todo virus, también lejía y por supuesto, entre paciente y paciente.

Y como el covid-19 puede quedar en suspensión el nebulizador, genera gotículas que se adhieren a él y lo destruyen.

Así que sin miedo, damos la mejor calidad a nuestros pacientes.

¡ÁNIMO QUE PODEMOS CON TODO!